19 :: Junio :: 2019



  • Áreas Protegidas de Extremadura
  • Estrategia Participada de Educación Ambiental en Extremadura
  • INFONATUR 2000 - Proyecto LIFE 11 INF/ES/683 “¿RED NATURA 2000? Una oportunidad para todos"
  • Educación Ambiental en Extremadura
  • Ayudas Forestales
  • Prevención y Extinción de Incendios Forestales
  • Radiología Ambiental en Extremadura
  • Ordenación y Gestión Forestal
  • Residuos
  • Evaluación Ambiental de Planes y Programas
  • Sección de Caza
  • Sección de Pesca

Sierra de San Pedro - Flora

 

 

                                                        


 

 

La Sierra de San Pedro se encuadra dentro de la provincia corológica Luso-Extremadurense dentro del distrito de San Pedrino del subsector Oretano y en el subsector Cacereño. La vegetación típica correspondería a un bosque esclerófilo, perennifolio formado mayoritariamente por la Encina (Quercus Rotundifolia).

La Sierra de San Pedro presenta una cobertura casi continua de bosque y matorral mediterráneo.

Los encinares mediterraneos se ubican en las solanas de las sierras, mientras que en las umbrías aparece mejor representado el Alcornoque (Quercus suber). Muchos de estos bosques han sido transformados en superficies adehesadas que se asientan al pie de la sierra y en las llanuras que las rodean, en unas dehesas domina la Encina, mientras que en otras la especie arbórea dominante es el Alcornoque, y en algunos casos se presentan las dehesas mixtas de Encinas y Alcornoque.

En cuanto al matorral, se presenta en grandes manchones ocupando laderas y llanuras donde por causas antrópicas desapareció el bosque primitivo, incendios, cultivos marginales, talas abusivas, etc. Las especies más representativas del matorral San Pedrino son la Jara blanca (Cistus albidus), la Jara pringosa (Cistus ladanifer), el Jaguazo morisco (Cistus salviifolius), la Escoba (Cytisus multiflorus), el Madroño (Arbustus unedo), el Quejigo (Quercus faginea), la Ahulaga (Genista hinsurta), el Brezo (Erica sp.), el Cantueso (Lavandula stoechas), el Romero (Rosmarinus officinaris), el Mirto (Mirtus communnis), la Madreselva (Lonicera implexa), el Torvisco (Deaphne gnidium), la Cornicabra (Pistacia terebinthus), la Olivilla (Phllyrea angustifolia), el Majuelo (Crataegus monogyna), el Durillo (Viburnum tinus), etc...

En los márgenes de ríos y arroyos serranos se encuentran magníficos bosques de galería compuestos por Alisos, Sauces, Fresnos, Almeces y Chopos, siendo la Adelfa, el Atarfe y el Tamujo las especies de ribera más características de los arroyos y regatos sometidos a un gran estiaje. Junto a estas plantas en las riberas y zonas más húmedas también se encuentran Juncos, Eneas, Helechos gigantes, Frailecillos, Lirios, Narcisos, Poleo, etc. y en las áreas de aguas estancadas aparece la Lenteja de agua.

En los cantiles de cuarcita que conforman las crestas de las sierras existe una vegetación adaptada a las especiales condiciones que reinan en estas áreas. Entre esta vegetación rupícola destacan las Clavelinas, Acederas, Dedaleras, Ombligo de venus, etc. que conviven con Enebros y Encinas y Alcornoques achaparrados.

Junto a la vegetación natural la Sierra de San Pedro presenta áreas repobladas de especies alóctonas: Eucaliptos y Pinos.

















 

 

  Consejerías  

Inicio
Mapa web
Buzón
Enlaces de interés
Aviso legal

Administración Pública.
Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio
Economía y Hacienda.
Educación y Cultura.
Empleo, Empresa e Innovación.
Fomento, Vivienda, Ordenación del Territorio y Turismo.
Salud y Política Social.
Extremambiente
Medio Ambiente y Rural,
Políticas Agrarias y Territotio .
Dirección General de Medio Ambiente
Avda Luis Ramallo s/n